Solemos utilizar el concepto de emprendedor para arrojar luces sobre el concepto de intraemprendimiento. En mi opinión ambos conceptos tienen muchos aspectos en común, tal vez por eso se viene utilizando como ejemplo para referirnos a un innovador dentro de una gran empresa, a un líder de un proyecto “novedoso” o a un empleado con inquietudes fuera del ámbito del día a día de la empresa.

Ante la existencia de una frontera difusa entre conceptos, en la siguiente tabla vemos algunos puntos de comparación:

La tendencia que se observa en el intraemprendimiento y en especial en los programas de emprendimiento corporativo es el intentar replicar las condiciones o asimilar el concepto de emprendedor y transponer los puntos más favorables de cada modelo.

LO QUE APRENDE EL EMPRENDEDOR DEL INTRAEMPRENDEDOR Y VICEVERSA…

Sobre los enfoques de intraemprendimiento vs emprendimiento, en el #4YFN en el ámbito del Barcelona #MWC2017, en una charla titulada “Entrepreneur Vs. Intrapreneur: How Each Is Learning From The Other” por @plippo (Nestlé) @enriquelinares (Letgo) y @MarcCollado (IronHack); se abordaron estos mismos puntos que definen a un intraemprendedor y a un emprendedor, pero desde la práctica con ejemplos y anécdotas.

Por ejemplo:

El proceso de ideación de un nuevo producto o servicio:

La captación de talento:

La medición de los resultados:

CONCLUSIÓN

Adoptando una visión integradora, el emprendimiento y el intraemprendimiento son particularidades de un mismo concepto transversal de asumir riesgo y alineado con la definición de Schumpeter: “Los (intra)emprendedores son innovadores que buscan destruir el statu-quo de los productos y servicios existentes para crear nuevos productos y servicios”

Fdo. Alfredo J. Colombano (@ajcolombano)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *